¿Cómo hacer una buena compra de confinamiento?

Debido a la condición de confinamiento que nos está tocando vivir, esta altamente recomendado salir de casa lo menos posible, y esto incluye nuestras salidas a las tiendas de alimentación para comprar comida.

Es, por lo tanto, lo ideal, realizar solamente una compra semanal y para ello os damos una serie de pautas para que esta compra siga siendo variada, equilibrada y segura.

Las pautas son muy similares a las que deberíamos de seguir habitualmente.

Medidas generales:

  • Intentar planificar las comidas con todos los ingredientes que vamos a necesitar, no olvidarnos de los básicos como la sal o el aceite de oliva que provoque un nuevo viaje a la tienda.
  • Llevar siempre una lista de la compra, así evitaremos caer en compras compulsivas y olvidarnos de nada.
  • Intentar realizar las compras en establecimientos cercanos y siguiendo siempre las medidas de seguridad e higiene que nos marquen (uso de guantes, distancia de seguridad…).
  • Al llegar a casa deberemos desinfectarnos bien las manos con agua y jabón frotando por todas las partes durante más de 40 segundos, al igual que aquellas latas o paquetes que hayamos comprado, los cuales podemos desinfectar con una mezcla de 20ml de lejía en 1l de agua. Esto solo deberemos hacerlo con paquetes o latas, nunca con alimentos frescos. Para alimentos como frutas o verduras, debemos lavarlos antes de consumirlos y pelarlos si es preciso.
  • Nos debemos de lavar las manos durante todo el día, mientras cocinamos, antes y después de comer…no solo cuando vengamos de la calle.
  • Consumir muchos líquidos, agua en su mayoría, también son muy buenas las infusiones.
  • Usar técnicas culinarias saludables como la plancha, el hervido o el horno.

Medidas alimentarias:

  • Comprar y consumir legumbres, tanto crudas como en bote. Son un alimento con muchos nutrientes y que además tienen una fecha de caducidad larga.
  • Compra y consume verduras, hortalizas y frutas de temporada. Evitar comprar más de la que vamos a consumir en una semana, ya que son alimentos que se estropean rápidamente.
  • Algunas conservas son una gran opción para estos días, como por ejemplo el atún o las sardinas.
  • Incluir alimentos no perecederos como cereales integrales o frutos secos al natural.
  • Incluir en la compra huevos y lácteos como queso, leche o yogures, ¡Nosotros siempre usamos ecológicos!
  • En el caso de los pescados y las carnes deberemos tener en cuenta su fecha de caducidad al comprarlos, siempre esta la opción de congelar parte asegurándonos de que no sea un producto que ya haya estado congelado.
  • Si lo hacemos habitualmente podemos seguir haciéndonos en casa pan a diario, sino se puede comprar más cantidad de la habitual, congelarlo e ir sacando porciones.

Debemos tener en cuenta que nuestra actividad física esta muy limitada estos días y nuestra alimentación debe estar adaptada a ello.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información

ACEPTAR
Aviso de cookies